Valle de Colchagua en Chile, paraíso donde nace el Carménère

Reconocida como una de las mejores zonas productoras de vino de Chile es además uno de los principales destinos enoturísticos del mundo.

Valeria Mendez
Especial Guarda 14

Situado a poco más de 130 km de Santiago, el Valle de Colchagua es conocido sobre todo por la calidad de sus vinos Cabernet, Carménère, Syrah y Malbec. La diversidad de sus bodegas, posiciona a Colchagua en uno de los principales destinos enoturísticos chilenos. En 2011, La revista estadounidense Shermans Travel eligió el valle como el segundo mejor destino enoturístico del mundo. Actualmente cuenta con la mejor ruta de vinos de Chile, y es el destino estrella de los circuitos que propone el tren Sabores del Valle.

Los lugares para visitar comienzan alrededor de la ciudad de Santa Cruz donde una parada obligada es el Museo de Colchagua, considerado el más grande museo privado en América Latina.

PUBLICIDAD

Pero el paisaje del valle es el principal atractivo, con espectaculares colinas de viñedos y olivares. La región es famosa por su variedad Carménère, y en general en el valle de Colchagua predomina la producción de tintos, que ocupan el 90% de las 23 mil hectáreas plantadas.

Los turistas que eligen llegar al Valle en el tren Sabores del Valle, tendrán la oportunidad de degustar a bordo dos tintos, un blanco y un rosé.

Algunos de los viñedos más visitados son  Viña Viu Manent donde se puede hacer un paseo en carruaje guiado por caballos que recorren las viñas; degustar una selección de sus mejores vinos y almorzar en Rayuela Wine & Grill, que ofrece una de las mejores ofertas gastronómicas de la región.

Otro de los establecimientos vitícolas mundialmente elogiados de la región de Colchagua es  Viña MontGras, reconocido como una de las cuatro mejores viñas para visitar por la “Guía de Vinícolas de Chile”.

Emblemática de esta zona es la Viña Santa Cruz donde un teleférico sube hasta la cima del cerro Chamán, desde donde se puede apreciar el paisaje desde lo alto y de noche observar las constelaciones en el observatorio de Santa Cruz con degustaciones nocturnas.

Los más aventureros, pueden contratar un paseo en globo que sobrevuela el valle al amanecer. El viaje se inicia en Peralillo, a 20 minutos de Santa Cruz, con una hora de vuelo sobre  los campos, las viñas, con vistas a la cordillera y el mar. Luego, se aterriza para disfrutar un tradicional brindis con espumantes y un aperitivo.

 

Te puede interesar
Vinos

Llega la segunda edición de Mendoza Wine Fair

Vinos

Marketing placebo: El precio del vino incide en la apreciación degustativa

Vinos

Winter Tour 2017 de Bodega Estancia Mendoza, evento del invierno en Las Leñas