¿Cómo beber un vino tinto?

El vino tinto es posiblemente una de las opciones más populares en todo el mundo. Qué hacer o qué no para disfrutarlo a pleno.

El vino tinto es posiblemente una de las opciones más populares en todo el mundo. De las numerosas variaciones, mezclas y sabores, el vino tinto no sólo es la bebida favorita, sino que también se considera saludable. El estudio publicado en la revista Annals of Internal Medicine sugiere que beber un vaso de vino tinto todas las noches puede ayudar a las personas con diabetes tipo 2 a controlar su colesterol y su salud cardíaca. Sin embargo, se recomienda beber vino tinto bajo supervisión.

Una bebida tan elegante como el vino tinto necesita ser consumida con cierto estilo. La mayoría de nosotros puede amar saborearlo; sin embargo, no muchos pueden saber cómo beber vino tinto.

PUBLICIDAD

 

 

Estos son algunos de los errores que generalmente se cometen al beber vino

Llenando las copas de vino hasta arriba: El vino tinto es una bebida que debe ser disfrutada lentamente y uno de los aspectos más importantes es agitar las bebidas para aumentar la cantidad de oxígeno en el vaso. Si llenamos una copa con vino tinto hasta el borde no tendrá suficiente espacio para hacerlo.

Beber vino tinto tan pronto como sirve: No deberías beber vino tinto tan pronto como se vierte; pero primero debes girarlo y olerlo metiendo la nariz en el cristal.

Haciéndolo de más: El hecho de que el vino tinto haya sido considerado como una bebida saludable, no significa que se tome como un vaso de agua todos los días. Un vaso de vino tinto está bien siempre que haya consultado a su médico de cabecera.

Sosteniendo mal la copa: Siempre es conveniente sostener la copa por el tallo. Esto evitará que el calor de su mano deshaga todo el trabajo duro que hizo para que el vino alcance la temperatura adecuada.

 

 

 

¿Cómo beber vino tinto?

Beber vino tinto es una experiencia; por lo tanto, hemos esbozado los conocimientos básicos de beber vino tinto como un profesional. 

Echa un vistazo a la etiqueta de la botella: No comience a verter el vino ya; intente leer la etiqueta de la botella para comprender la fuente del vino y la antigüedad.

Elija la cristalería correcta: No puedes equivocarte con tu elección de copa de vino. Asegúrate de elegir el correcto; para los vinos tintos hay que ir por copas grandes y redondas.

Ahora vierta y agite: La idea de verter vino tinto en copas grandes y redondas es dar espacio para exudar su distintivo aroma, para que el vino "se abra".

Huela la copa de vino: Huela el vino y sepa cómo es el aroma. Básicamente, hay tres niveles de aromas que deberías poder discernir mientras huele el vino.

Primero, obtendrá el aroma, que es probable que se base en la fruta.

Segundo, intente identificar los sabores del vino.

En tercer lugar, identifique la nota de cierre del aroma del vino que puede ser un reflejo del recipiente de envejecimiento, como una vasija de roble.

Pruebe el vino: Finalmente, toma un pequeño sorbo; espera, no te tragues ya. Deja que ruede sobre tu lengua por un momento. Tómese su tiempo para evaluar el sabor intenso. Hay dos formas de beber vino, una es tragar y analizar el sabor posterior y la otra es escupirlo. Escupir le ayudará a analizar y comparar completamente diferentes tipos de vino tinto. Mantendrá tus sentidos intactos también.


 

Te puede interesar
Vinos

El francés que fabrica los aviones Mirage y produce vinos argentinos

Vinos

Vinos Rosados: para maridar pescados o salsas y como aperitivo

Vinos

¿Cuáles son los seis vinos argentinos que se llevaron el oro en el International Wine Challenge?